Últimos comentarios
Sin comentarios
Búsqueda de blogs

Como calentar rodillas y que no sufran durante el entrenamiento

Las rodillas son uno de las articulaciones más importantes del cuerpo humano. Se encargan de unir el muslo o fémur con la espinilla o tibia, y ofrecernos la movilidad para poder caminar y correr. Sin embargo, curiosamente, pese a que el calentamiento es algo normal, y recomendable, son muchos los que no saben cómo calentar rodillas para que no sufran durante el entrenamiento.

 Curiosamente, se trata de algo tan básico como el calentamiento general del cuerpo, pero sin embargo es mucho menos popular, y conocido que el calentamiento de otras áreas del cuerpo. Pero no pasa nada, hoy os vamos a explicar cómo realizar el calentamiento de rodillas.

 

¿Cuáles son los beneficios de calentar rodillas?

 

Las rodillas están hechas para soportar el peso de nuestro cuerpo, y el impacto causado por la movilidad (saltos, correr, etc.). No obstante, las rodillas también pueden sufrir lesiones, y las mismas pueden ser sumamente serias, por lo cual siempre se recomienda calentar antes de empezar a ejercitarse.

 Lo peor del caso, es que durante la realización de deportes que creen gran carga a las rodillas, es posible lesionarse fácilmente. En general, las causas para lesionarse en las rodillas son:

 

    Recibiendo un impacto fuerte que desplace el rango de movimiento habitual. Por ejemplo, si se aterriza en una posición forzada.

    Cuando se practica un deporte que implique correr, saltar, detenerse o cambiar de rumbo a altas velocidades. Por ejemplo, durante el fútbol

    Si cuentas con alguna enfermedad relacionada con los huesos (osteoartritis) o sobrepeso

    Si te golpeas las rodillas con algún elemento con una fuerza descomunal. Por ejemplo, durante un accidente automovilístico, o practicando un deporte mientras se corre a altas velocidades

 

Más allá de evitar este tipo de lesiones, al calentar las rodillas evitarás que sufran durante el entrenamiento, lo que evitará cualquier tipo de hinchazón, molestias o dolor. Adicionalmente, será más fácil realizar los movimientos, y tu cuerpo empezará a tener memoria muscular en dicha área.

 

Ejercicios para calentar rodillas

 

Existen una gran variedad de ejercicios que puedes realizar para calentar rodillas y evitar que sufran durante el entreno. Lo ideal es que lo combines con el calentamiento habitual, para que así tu cuerpo evite todo tipo de lesiones en dicha área. Veamos algunos ejercicios:

 

Calentamiento de rodillas y cuádriceps

 

Túmbate en el suelo boca arriba. Coloca tu pie flexionado, y el otro recto en el suelo. Lentamente levanta el pie que está recto, y suspéndelo a unos 15° por 5 segundos. Repite el ejercicio 10 a 15 veces.

 

Calentamiento de isquiotibiales

 

Tumbado boca abajo y con las manos pegadas al suelo, levanta una pierna sin flexionarla, y mantenla en el aire por unos 5 segundos. Repite 10 veces, y puedes utilizar un cojín a la altura de la cintura para estar más cómodo.

 

Estiramiento de rodillas

 

Estando de pie, mantén la estabilidad llevando un pie hacia los glúteos. Empuja con las manos lo más posible pegado a los glúteos sin desviar la pierna de la ruta original.

 

Giro de rodillas

 

Posiciónate como si fueses a realizar sentadillas, lleva tus manos a tus rodillas, y da pequeños giros con las rodillas juntas. No es necesario vigilar demasiado la espalda. Puedes realizar estos ejercicios con calma y poco a poco.

Dejar un comentario
Deja su comentario
Por favor login para publicar un comentario.

Menú

Compartir

Código QR

Ajustes

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Registrarse

Crear una cuenta gratuita para usar listas de deseos.

Registrarse