Últimos comentarios
Sin comentarios
Búsqueda de blogs

Propiocepción: Qué es, beneficios y ejercicios propioceptivos

Seguro que lo ignorabas, pero el cerebro tiene la capacidad de saber la posición exacta de cada parte de nuestro cuerpo, y a esta función que usamos día a día, se le llama propiocepción.

Se trata de una función que no solo nos permite coordinarnos, sino que además influye en la autoprotección y reacción inmediata para evitar accidentes.

¿No lo conocías? Quédate con nosotros, porque te explicamos qué es la propiocepción y cómo usar ejercicios propioceptivos.

¿Qué es la propiocepción?

La propiocepción es un sentido que informa a nuestro organismo de la posición exacta en la que se encuentran los músculos frecuentemente. Esta capacidad nos permite generar reacciones automáticas, regular el equilibro, coordinar movimientos y mantener los niveles de alerta para la sobrevivencia.

¿Qué son los ejercicios propioceptivos?

Los ejercicios propioceptivos ofrecen un entrenamiento para acostumbrar a las articulaciones a la adaptación rápida para evitar lesiones.

Dicho de otra forma, los ejercicios de propiocepción o propioceptivos son todos aquellos que se encargan de «entrenar» nuestra capacidad de reacción ante situaciones no esperadas que amenazan con la integridad de nuestro cuerpo.

Por supuesto, es imposible no recibir daño de las lesiones por completo. El impacto por caída siempre tiene cierto efecto en el cuerpo humano.

No obstante, es posible volver al cuerpo mucho más resistente a los impactos y las lesiones usando ejercicios propioceptivos.

Beneficios de los ejercicios propioceptivos

Los beneficios que tienen el practicar ejercicios propioceptivos son:

· Evitar lesiones

· Mayor control del equilibrio, que se traduce como un mejor control corporal

· Adecuación de la postura corporal, que nos permitirá saber cuándo estamos forzando a nuestro organismo y estamos pronto a una lesión

· Mejora la alerta del sistema nervioso

· Mejora fuertemente la coordinación motora

5 ejercicios propioceptivos increíbles

Para ir finalizando, veamos una lista de ejercicios de propiocepción bastante sencillos, pero increíbles para evitar lesiones o tratar las que ya tienes:

Split frontal

En este caso se trata de un ejercicio propioceptivo bastante complicado, aunque puedes lograrlo poco a poco. Cabe destacar que

puede que sea mucho más sencillo si practicas yoga o algún ejercicio que ofrezca flexibilidad.

Consiste en ubicarte en posición vertical, posicionar una pierna delante y tener la trasera como apoyo, intentando mover la pierna delantera hasta que se estire lo más posible.

Sentadillas con o sin pesas

Las sentadillas son uno de los ejercicios más comunes cuando hablamos de trabajar piernas. Lo que no todos saben es que también favorecen el fortalecimiento de músculos ante las lesiones.

Para hacerlo, solo tienes que ponerte de pie y separar los pies al nivel de las caderas u hombros. Luego, desciende como si fueras a sentarte, flexionando las rodillas y manteniendo la espalda recta. Los brazos deben ir adelante y puedes añadir pesas a las manos para darle más fuerza al entrenamiento.

Toma en consideración no forzar las rodillas, sino esforzar el área del abdomen y la pelvis. Además, todo el tiempo los pies deberán estar fijados al suelo completamente.

Flexiones con patineta

Para este ejercicio solo necesitas una patineta. Es sencillo, toma la posición de flexión y ubica tus manos a los costados de la patineta.

Realiza tus flexiones normalmente evitando que esta mueva sus ruedas.

Desplazamiento lateral

Otro ejercicio sencillo que consiste en ubicarse de pie con los pies a nivel de los hombros y moverse lateralmente, emitiendo frenadas con el pie más avanzado. Se debe evitar flexionar el tronco y se puede cerrar los ojos para tener aún mejores resultados.

Zancada vertical dinámica

Este ejercicio seguro lo conoces, y consiste en subir a una superficie un poco más alta como si de una escalera se tratara.

Puedes hacer uso de una escalera o un banquito, siempre y cuando este objeto esté a la altura adecuada para tus piernas (que no sientas dolor al subir).

En sí, consiste en poner pie al frente, subirlo al banco y subir al banco o escalera poniendo el otro pie arriba, subiéndola lo más arriba posible.

Dejar un comentario
Deja su comentario
Por favor login para publicar un comentario.

Menú

Compartir

Código QR

Ajustes

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Registrarse

Crear una cuenta gratuita para usar listas de deseos.

Registrarse