Últimos comentarios
Sin comentarios
Búsqueda de blogs

Beneficios de las cintas de correr curvas

Las cintas de correr marcaron un antes y un después para ejercitarse en casa, siendo una excelente forma de hacer cardio en casa sin necesidad de contar con más equipo que una simple cinta de correr barata. Pero ¿Conoces los beneficios de las cintas de correr curvas?

 Esta variante de las cintas ha llegado para quedarse, y cada vez están ganando más y más popularidad, y no por cuestión de diseño, sino por los beneficios para la salud y el ejercicio que te ofrecen. Además analizamos cuál es la diferencia entre una cinta recta y otra curva ¿Quieres conocer todo esto? ¡Te los dejamos!

 

¿Cuáles son los beneficios de las cintas de correr curvas?

 

Veamos entonces cuáles son los beneficios de las cintas de correr curvas:

 

Quemas más calorías

 

Las cintas de correr tradicionales tienen un gran problema, y es que al incluir un motor que gire la cinta, estaremos ejerciendo menos fuerza de la real. No necesitamos toda la tración y presión a los isquiotibiales que requiere una caminata en el exterior.

 Sin embargo, las cintas curvas, al no incluir un motor, requiere más impacto, uso de los isquiotibiales, mayor fuerza, y por ende un mayor impacto en la cantidad de calorías que se puede quemar.

 Eso sí, la diferencia es bastante notable, ya que puede aumentar la cantidad de calorías quemadas hasta en un 30% respecto a las cintas de toda la vida. Sin duda, una forma de quemar aún más, haciendo lo mismo de siempre.

 

Te olvidas de la potencia

 

Un problema muy común de quienes adquieren una cinta de correr nueva, es que generalmente es un lío la potencia. Claro, si eres un novato te va a dar igual si la cinta va a 10 o 20 kilómetros por hora, pero si eres un experimentado… La cosa cambia.

 El problema es que en algún punto, la cinta se puede quedar corta para tu velocidad a la hora de correr. Esto te obliga a sí o sí durar más horas en la máquina al correr con menos velocidad.

 Con la cinta de correr curva la velocidad se determina por tu potencia. Es decir, que la máquina nunca se quedará corta, a menos que subas demasiado de peso. De lo contrario, cualquiera puede usar la cinta, desde experimentados, hasta novatos, y en ambos casos el funcionamiento será el adecuado.

 

Corres de manera más realista

 

Al correr de forma más realista por la manera en que se encuentra la cinta, reduces los riesgos de lesión al correr en el exterior, y proteges las articulaciones. Además, logras que tu memoria muscular se adapte más a una caminata realista, y no a las que ofrecen las cintas de correr.

 Si haces running, esto es muy beneficioso, y sino, como mínimo vas a cuidarte de lesiones a la hora de ejercitarte en exteriores.

 

¿Cuál es la diferencia entre correr en recta y correr en curva?

 

La diferencia que se nota a simple vista, es que las cintas de correr curvas no cuentan con un motor. Se requiere de la fuerza de nuestras piernas para hacer que el tapiz se mueva, por lo que se aplica mayor impacto real al dar las zancadas.

Por suerte, la forma en la que está hecha el diseño, permite mover rápidamente la cinta con algo de fuerza, aunque toma algunas horas adaptarse a la diferencia si estás acostumbrado a las cintas tradicionales.

Por ende, requiere de mayor potencia y velocidad. Se siente más como una carrera al aire libre, que esa sensación que nos ofrecen las cintas planas, debido a que requiere mayor impacto y tracción.

Dejar un comentario
Deja su comentario
Por favor login para publicar un comentario.

Menú

Compartir

Código QR

Ajustes

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Registrarse

Crear una cuenta gratuita para usar listas de deseos.

Registrarse